A la cassette: Dr. Barmacéutiko


Y el goya al chorrazo de la semana es para Alfonso Valle!!, es broma. Aquí os dejamos material de lectura para estos carnavales en los que a buen seguro no estaremos muy activos. Una persona de sobra conocida por todos los que frecuentan la noche alternativa pero un personaje que seguro os sorprende.

1.- Para los que os aún no te conozcan ¿quién es doctor barmacéutico? Y, sobre todo, ¿Cómo se escribe?

Fui el gestor para bien o para mal de una aventura romántica para mí y para muchos como fue el oasis que pretendí que fuera el Barmacia de Guardia, sito en Dr. Lobato de la noble villa de Badajoz y de ahí, creo que la relación es clara y directa no siendo necesario ningún máster ni explicación adicional para entender lo de dr. BarmacéutiKo, se escribe así con K de kilo, es mi álter ego (o after lego, o sstaluegorr) con el que me llevo muy bien, al cual quiero conservar como compañero de aventuras mucho mucho mucho tiempo. Es algo hermético y cuadriculado, pero por lo poco que le conozco sé que se trata de un colgao con inquietudes varias, todas ellas orientadas en el mismo sentido: hacer lo que le dé la gana de una forma desenfadada y a veces provocadora. Y sin que nadie se ofenda, el intrusismo como bandera, pero sin intenciones de quitar a nadie de en medio, es decir, escribo por ahí alguna columna de entrevistas, opinión o lo que me dé la gana siempre vinculada al mundo de la música en la revista Grada y Redacción Joven, y no por ello me considero periodista tampoco tengo tanto criterio como para ser un crítico musical ni nada parecido, también hago lo que puedo sin ser un profesional (ni pretenderlo)en el mundo de la fotografía, lo mismo con mis diseños, y quizás, la faceta que más me divierte y la que creo que motiva esta entrevista (o lo que demonios sea esto) es la de “ponedor de música”, jamás me atreveré a llamarme DJ, y, considero injusto que me etiqueten así, ya que creo que hay gente más cualificada para ello, profesionales de los loops, de los tempos con gusto, sobrados de clase, criterio y saber hacer con dos platos y uno de postre. Así que, prefiero considerarme un “ponedor de música “ o como dijo mi buena amigo David de Pequeño Tío –desde aquí los revindico una vez más- un “Selector” jeje, espero que no haya sonado pedante, si es así suelto un eructo por esta boca y lo definimos de una manera más terrenal.

2.- ¿Cómo y cuándo empezaste a pinchar?

Lo de pinchar siempre se me ha dado bien, lo hacia con mi querida Hermana Pequeña secuestrándole sus alumnos de la escuela de playmobil, montándolos en un avión hecho con Tente y simulando una pérdida de altura alarmante por el pasillo de casa que el 99 % concluía en accidente aéreo con restos de pequeños playmobils esparcidos por todo el suelo, Mientras mi hermana gritaba llorando un desgarrado “noooooooooooooo”. Al final me reía mucho, pera la bronca me la llevaba yo. En general siempre me ha gustado pinchar un poco.

Ah, qué os referís a lo de Poné Música. Pues eso empecé hace muchos años, en mi casa siempre ha habido un buen equipo de música donde yo ponía música, y en cualquier fiesta de guardar disfrutaba poniendo temas, también grababa mis cassettes con selecciones hechas expresamente para barriles y fiestas de instituto. En la urbanización de la playa donde veraneaba también tuve la oportunidad de amenizar las fiestas estivales desde el escenario con mis selecciones musicales. Todo hasta que haría algunas de mis macarradas. También fueron sonadas las fiestas de fin de año que organizaba junto a mi amigo Mon en El Duende, donde ofrecíamos algo distinto al resto, en cuanto a precio y sobre todo buena música para 300 personas. De los asistentes ¿Quién no recuerda La Polla Naturalista? (esto daría para otra entrevista, jejeje). Luego más tarde en nuestro Barmacia, después en los bares de  mi amigo Jesús, y en el Samarcanda, Dadá, y donde me jubilé anticipadamente, aunque le duela a Zapatero, en la Sala Aftasí, (no llegué a los 67 años).

Una anécdota (y de paso, concurso): Estaba yo por 7º de EGB y un sábado probando un cable con el que conectaba la tele al equipo de música del salón de mi padre pille de casualidad haciendo una prueba de grabación el ya famoso “Sólo me falta oír qué estás enamorada de William$. Estoy enamorada de William$”. Pues bien, desde entonces lo uso en todas mis SESIONES PONEDORAS y grabaciones varias ¿aún no sé a qué película pertenece? Premio a quien lo acierte: una cena de una sepia a la plancha con el dr. BarmacéutiKo.

3.- ¿Cómo definiríais tu estilo?

No me definas como un puto indie, ni como absurdo popero, ni un triste alternativo…, tampoco como rockero cabeza cuadrada… así Gallo vamos por mal camino y todas estas absurdas etiquetas llevarían un amplio debate que lo aparco hasta y para otro día.

Ojo con esto: el estilo Barmacéutiko se lleva en la sangre (se me fue la pinza), pero también hace sangre, me explico, si te gusta lo que pongo cojonudo, estarás de mi lado, si no, puedo llegar a herir sensibilidades. Maticemos un poco más, por ejemplo, mi estilo es, siempre bajo mi criterio nada objetivo, un poco rompedor y por qué no, macarra,  en cuanto a que pongo lo que YO considero temazos, eso si, bien hilvanados unos con otros para que todos podamos bailar y cantar. Pero si pretendes escuchar en una de mis sesiones algo que no me gusta, ojito, puede que lo hagas pero no te garantizo en que condiciones. Pídeme a Bisbal, el Barrio o Ramoncín y te lo demostraré. Siempre hay sorpresas sonoras (fragmentos de películas que preceden a un temazo o varios seguidos) o momentos quebranta piernas, o lo que es lo mismo, romper a lo bestia con un determinado estilo para pasar a otro, eso siempre tiene unos efectos sorprendentes y me encanta hacerlo. También tengo versiones de temas clásicos que siempre me han funcionado muy bien. Huyo del frikismo ilustrado y el petardeo, por lo general, me da alergia.

Hubo un amigo que definió mi estilo así (más o menos, llevábamos unas copas): “demasiado pop para ser rockero, demasiado rockero para ser popero. Eres un macarra” Me gusta esta ecléctica definición, y creo que se puede acercar bastante si me queréis etiquetar de alguna forma.

4.- ¿Cómo planteas las sesiones?

Las sesiones del Dr. Barmacéutiko se plantean de la siguiente manera, me llevo una nota con 10 o 12 temas apuntados que me gustaría explotar en la sesión de esa noche, pero como podemos imaginar, esos me los salto siempre y me dejo llevar por la intuición y las ganas de fiesta que tenga en ese momento, y precisamente eso creo que es lo más importante, el saber conectar esas ganas de pasarlo bien a los que tienen el detalle de ir a aguantarte, y si consigues que estos “aguantantes” bailen y disfruten mejor que mejor para todos.

5.- Una canción para:

a. Abrir una sesión:

Cuando abro una sesión, nunca se me olvida cerrar la puerta, no quiero resfriarme. Después de la gilipollez, para empezar a poné me gusta hacerme notar siendo para mí una declaración de intenciones desde el principio, últimamente he abierto la sesión, por raro que suene, con el tema principal de la peli “Deseando Amar” de Michael Galasso o bien un fragmento de “Mi tío” por Jacques Tati, e inmediatamente después el clásico de Los Planetas “Segundo Premio”.  Os aseguro que ver a un montón de gente con la copa en la mano escuchando el tema de Galazo o Tati no tiene precio. Suelo aprovechar para poner todo a mi gusto durante esos minutos.

b. Animar a la peña:

Se puede tirar de repertorio clásico barmacéutiko, ya de por sí muy trilladas, pero que siempre me las piden: JAMES “Getting Away With It” o una que asociamos por siempre el difunto Barmacia, el líder planetario de este lado del atlántico “Un buen día” por los chicos de Jota. En el otro lado está Obama claro. Pero últimamente me guardo como arma que hace botar a la peña algunos temas como estos: una versión del clásico de los SMITHS “Bigmouth Strikes Again” por SPAM, SILVIA SUPERESTAR y DIGITAL 21 (olé, los tres juntitos), y me vuelvo tarumba con el “On the Floor” de STANDARD. Ese me lo guardo siempre para cuando más animado está el cotarro. Después depende mucho de la gente que tenga delante, ese momento de animar al personal decente puede ser más guitarrera, funk o electrónica dependiendo de por donde vayan los tiros. Últimanete probé algunos temas de MORPHINE o ATOM RHUMBA. Y aunque parezca difícil, con la lenta y distorsionada versión del “Like a Virgin” de los TEENAGE FANCLUB he conseguido hacer disfrutar un algo bastante de poquito mucho. También he visto saltar a la gente con THE WEDDING PRESENT “Take Me!”, aunque confieso, pocas veces la he dejado sonar íntegramente ¡entera dura casi 9 minutos! Pero para mí todas estas significan el momento subidón. Ahhh y siempre estará conmigo “Homeboy” de ADORABLE o algunos temas de EL HOMBRE BURBUJA.

c. La mejor canción:

El clásico pop por excelencia, THE CURE “Just like heaven” sobre el cual no admito discusión. Me parece una canción muy ponible, y además perfecta, lo tiene todo: es pura perfección pop, se meten los instrumentos poco a poco para formar un todo, flipo con sus cambios y ese bajo me vuelve loco. También me valdría para este menester “Nancy Boy” de PLACEBO. Este año he escuchado un millón de veces sin cansarme “Always Love” de los NADA SURF, lo pongo aquí porque no sé donde ponerla, tenías que haberme preguntado ¿Doctor, y cual es la canción que has oído un millón de veces este año? Yo te hubiera dicho esta, pero como no lo has hecho, te la pongo yo. Gracias.

d. La peor canción:

jejeje, esta si es fácil de esas tengo muchas, cualquiera de Bisbal, o Bustamante, Siempre Así, A veces No, Kiko y Shara y su Puta Madre, Andy y Lucas, El Barrío (por mucho que se haya hecho a si mismo), y el tema que sonó tanto de Beyoncé al principio, bueno y los de después tampoco, no aguanto a estas pseudodivas plastificadas como la Carey (o como se escriba), se merecen montarlas en mi avión de Tente para luego estrellarlas en el pasillo de mi casa. Después pisotearé los restos. Podría poner más pero, no haremos más sangre, creo que con esto basta.

Pero si te refieres a la peor canción que pongo en mis sesiones, pues ninguna.

e. Cerrar una sesión:

Suelo hacerlo apagando el equipo, acabándome la copa y, por lo general recogiendo. Y después vuelvo al mundo real dejando de flotar en esa nube. “Moon River” bien por la propia AUDREY, por SINATRA o la mayoría de las veces por MORRISSEY, que dura un montón, me da tiempo a echarme unas charlas con los amigos y recoger más tranquilo.

Un saludo a todos los fieles seguidores del Gallo Fluorescente con cresta no de punki sino popera.

Links de

GRADA: http://www.grada.es/

REDACCIÓN JOVEN: http://www.redaccionjoven.com/

9 Respuestas a “A la cassette: Dr. Barmacéutiko

  1. Yo iba al barmacia a por alpiste a veces. Juro que es el único sitio de Extremadura donde pincharon una vez un tema de Sin City Six.

  2. gran entrevista a este selector jajaja, os animo a participar en la entrevista, q al dr. le sale mu rica la sepia jajajaaa

  3. Suscribo lo de que es un macarra. También pinchó en el contempopránea y en alguna que otra rave. Arrgh.

  4. senk gallos…

    senk verimach a las fotazas de Rodrigo Glamour y Diego P.

  5. con esto no kiero decir que las de diego no lo tengan,,,,, ups

  6. lo que echo de menos el barmacia diossss, eso era un sitio donde escuchar buena musica, y disfrutar sin tener que dejarse ver…barmaceutio ,the best

Danos tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s