Alhambra Sound 2014 ( 19/09/14)

1

La facción más festivalera de El Gallo Verde viajó a Granada, una de las cunas del indie nacional, para asistir a la tercera edición de Alhambra Sound. Tras haber visitado algunos de los bares emblemáticos de la ciudad, como el Bar de Eric, el Playmovil o el Planta Baja la noche anterior, nos encaminamos al recinto de los conciertos situado en la Feria de Muestras de Armilla.

Después de un largo paseo (gracias Mercedes por la idea) llegamos al lugar, donde tuvimos que esperar un par de minutos porque hasta las 14:00h en punto no se podía entrar en el recinto gracias a la decisión, no exenta de polémica, de permitir el acceso a todos los asistentes desde esa hora. Y a partir de ahí el maratón indie más loco:

2

Genérica

Los más madrugadores pudimos disfrutar de la gran sorpresa que supuso este grupo de amigos sevillanos, ganadores del concurso de talentos que organizaba el festival, que se nutren de influencias tan recientes como  The New Raemon, Vetusta Morla, Supersubmarina, Iván Ferreiro,  y Los Planetas, entre otros. Con temas como «Corona de Espinas» disiparon los pocos nubarrones que quedaban y nos mostraron el camino para una jornada llena de buenos conciertos. Su media hora de actuación nos supo a poco.

Sexy Zebras

El trío de Madrid se entregó por completo a sus fans en los escasos 30 minutos de su actuación. Algo muy meritorio, ya no sólo por el escaso tiempo, sino también por la calor que hacía en el recinto a esas horas. Tenemos que dar las gracias a Inside por esos gorros amarillos que nos ayudaron a paliar un poco el calor. Nos hicieron bailar y saltar al ritmo de temas como «Libres« o «Caníbales«.  Una actuación breve pero intensa que animó a los allí presentes. La muestra más evidente de que lo alternativo en castellano también puede ser salvaje.

3

Neuman

Seguidamente, de vuelta al escenario Inside, la banda de Paco Román nos obsequió con una revisión mucho más potente de los temas de su disco IF, el primero con Subterfuge. Canciones como «Turn it» o «Bye fear / Hi love», junto a Ken Stringfellow, sonaron nerviosas y vibrantes gracias  en parte al buen hacer del grupo y en parte también a la buena sonorización de un escenario que, sin ser el principal, sonó mejor que su hermano mayor durante todo el día.

Napoleón Solo

La banda capitaneada por Alonso Díaz jugaba en casa y eso se hizo patente durante el show. Deleitaron a sus fans con temas de su último trabajo Chica disco como «Sueña conmigo«, «Antes de que ocurriera» o «Sospecho sospecho». Pero los momentos álgidos de la actuación vinieron de la mano de temas de su anterior trabajo como «Tiene que acabar», «Perdiendo el tiempo» o «Lolaila Carmona«. Un concierto donde se mostraron muy agradecidos con sus fans por estar allí a esas horas (las 15,50) y donde nos hicieron bailar y disfrutar de una actuación animada y muy cercana.

4

Full

Los sevillanos Full pisaban el escenario del Alhambra Sound tras haber visitado el festival en su primera edición. Se mostraron felices y sorprendidos por la afluencia de público y para agradecerlo cantaron un tema nuevo, «Aullidos«.

Pudimos disfrutar de los temas de su disco Mi primer atraco en la impresionante voz de Javi Valencia. Temas como «Distintos», «Atraco» o «Mejor opción» nos hicieron vibrar, saltar, bailar y corear a voz en grito. Un concierto enérgico de esos que tardas en olvidar, que lo disfrutas al máximo y que, desde nuestro punto de vista, se convirtió en uno de los mejores de la jornada por la perfecta conjunción entre el grupo y su público.

Jero Romero

Jero acompañado por su banda presentaba su último trabajo La grieta. Disfrutamos de un concierto íntimo, a pesar de la gran afluencia de público, y cálido donde la banda fue desgranando sin prisas las canciones de este último disco. Composiciones como «Fue hoy» o «El mejor»  pusieron los pelos de punta a más de uno. Pero Jero no se olvidó de las canciones de su primer trabajo, y así pudimos corear «Ya te lo decía yo«, «Las leves«, «Haciendo eses», «Cabeza de león» o «Desinhibida». En definitiva, una actuación amable y suave, para rebajar la hora de la sobremesa, que nos sirvió de antesala a la próxima actuación de Los Jero Romero en Badajoz.

5

León Benavente

La banda de Abraham Boba sigue con la intensa gira de ¿presentación? de su primer trabajo, y es que León Benavente es una de esas bandas que no te cansas de ver en directo. El ritmo frenético de las canciones fue calentando al público presente hasta hacerlos estallar en su cierre con «Ser Brigada», uno de los momentazos de esta edición del festival. Aunque a buen seguro no fue uno de sus mejores conciertos del verano, vibramos y saltamos con «Ánimo, valiente», «Estado Provisional», «La palabra» o «El Rey Ricardo», e incluso se animaron con «Europa ha  muerto» de Los ilegales. Y es que es innegable que la fuerza y energía de estos chicos sobre el escenario es contagiosa y un directo suyo es sinónimo de conciertazo más allá de sonidos y ejecuciones.

Izal

Mikel Izal y compañía congregaron una gran cantidad de fans en el escenario Negrita comenzando así la espiral de conciertos de afluencia masiva de la jornada. El setlist compuesto por temas de sus dos discos nos hizo chillar, brincar y danzar en el poco espacio que disponíamos.

Nos dejamos la voz con canciones como «Magia y efectos especiales», «Que bien» con sus ya tradicionales confetis, «Prueba y error», «Agujeros de gusano», «Hambre», «Pánico práctico» y su broche final, «La mujer de verde» con la que que hicieron las delicias de sus fans. Una actuación donde no faltaron los agradecimientos a todos sus incondicionales y una invitación al final para “salir corriendo” a ver a Second ya que se solapaban con los murcianos en 15 minutos.

6

Second

Sean Frutos y el resto de -la fuga de Logan- anunciaron que esa sería la última actuación con los pijamicas. Tal y como merecía la ocasión nos ofrecieron una actuación potente y llena de fuerza, combinando temas de su último trabajo Montaña Rusa con canciones de sus discos anteriores. Así, pudimos disfrutar de «2502», «Lobotomizados», «La distancia no es velocidad por tiempo» o «Las serpientes» de Montaña Rusa alternados con sus ya éxitos «Rincón exquisito«, «N.A.D.A.», «Muérdeme» o «Autodestructivos» de sus trabajos anteriores.

Como broche final a otro de los mejores conciertos de la tarde su ya tradicional «Rodamos» que desató la vorágine entre sus fans en una espiral de euforia y aplausos para despedirlos.

Tras la actuación de Second llegaron los mayores momentos de agobio vividos en el festival. El pasillo que unía los dos escenarios se vio colapsado por el aluvión de gente intentando llegar al escenario Negrita a ver a Vetusta Morla. (Miedo)

Vetusta Morla

Los de Tres cantos reunieron a cerca de 20,000 personas a sus pies en una actuación donde presentaron La Deriva. Su show estuvo acompañado por un juego de luces e imágenes cuidadas  que complementaban la exposición de  sus temas.

Aunque el grueso del setlist  se centró en los temas de este último trabajo como «La deriva«, «Fuego«, «Golpe maestro», «Pirómanos», «Cuarteles de Invierno» o «Las salas de espera» los momentos cumbres de la actuación vinieron de la mano de sus temas anteriores, algunos de ellos convertidos ya en himnos del indie. De este modo, los momentos más memorables del concierto tuvieron la banda sonora de «Autocrítica»,»Sálvese quien pueda», «Mapas», «El hombre del saco» o «Valiente«. Tras una discurso reivindicativo de Pucho haciendo referencia a la deriva en que vivimos pusieron fin a su actuación con «Los días raros«.

Antes de la actuación de Noni, Alex y demás tuvimos unos 25 minutos de descanso totalmente desaprovechados ya que al no haber actuaciones (Kakkmaddafakka se solapó con Vetusta Morla y The Zombie Kids comenzaba a la vez que Lori Meyers) todo el mundo aprovechó para ir al baño o cenar generándose colas interminables y agobios por doquier.

7

Lori Meyers

Noni jugaba en casa y eso se notaba, no entraba ni siquiera un alfiler en el espacio del escenario Negrita. En el tiempo que duró sus actuación disfrutamos de temas de todos sus trabajos aunque la mayor parte del setlist pertenecía a Impronta. Sonaron «Emborracharme», «Zen» o «Planilandia»  intercalados con sus éxitos atemporales como «Dilema», «Ham´a´cuckoo», «Mi realidad», «Alta fidelidad» o «Luces de neón». No faltó tampoco su ya cada vez menos sorprendente dúo con Anni B. Sweet para interpretar «El tiempo pasará«.

Tras 12 horas de conciertos, cansados y hambrientos (porque fue una odisea cenar allí) nos encaminamos hacia el hostal a descansar para el viaje de vuelta a Badajoz al día siguiente mientras de fondo sonaba «Toro» (Elyella djs) a modo de despedida.

En definitiva, nuestra experiencia en el Alhambra Sound fue agotadora pero en general satisfactoria. Aunque, desde nuestra humilde opinión, existen varios factores a mejorar como las vías de acceso entre escenarioso, una mejor organización y previsión en los puestos de comida y quizás reducir un poco el aforo para estar más cómodos.

¿Repetiremos?

Sonorama Ribera 2014, Sábado 16

La última jornada de Sonorama se presentaba ilusionante. Con el monedero mejor de lo que esperábamos y los cuerpos tullidos pero acostumbrados ya a las inclemencias festivaleras nos acercamos esta vez al centro para arrasar con un desayuno doble de croissant francés y café con leche en una heladería al principio de la calle Isilla donde los baños están bastante limpios y se pueden recargar los móviles.

 

Subiendo hacia la heladería pasamos por el escenario de la Plaza del Trigo mientras Ricardo Vicente (Tachenko, La Costa Brava y músico de Francisco Nixon) desglosaba «¿Qué haces tan lejos de casa?» para unos pocos afortunados madrugadores que en ese momento escuchaban El milagro de Milán. Uno de los tapados de Sonorama que sonaba bien bonito.

Ya de vuelta y con el croissant todavía bajando nos topamos con una plaza hasta la bandera disfrutando de «Los años muertos» de Maryland. La formación viguesa que desarrolla un power pop con un alto poder emotivo que no ha perdido un ápice de intensidad con su paso al castellano y que venía como anillo al dedo para que los padres se acercaran con sus hijos a disfrutar de los conciertos de la plaza. Como muestra, La Caleta del Sol.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Y aquí llegó el momento chungo de la tarde cuando los Sexy Zebras entraron a toda tralla en la plaza y a nosotros se nos hizo demasiado cuesta arriba, hasta el punto que nos fuimos a buscar una sombra donde gastar el fondo de provisiones en martinis, cervezas, tortillas, morcillas y demás ricuras varias de Aranda. Y ahí estuvo nuestro fallo, porque seguidamente Second dieron uno de esos conciertos sorpresa (cada vez menos sorpresa) del que después se habla todo el año y del que nos acordaremos toda la vida. NUNCA, nunca más nos volveremos a ir de La Plaza antes de tiempo. Dicho queda, pero que rico estaba todo. (Además a Second y a Sexy Zebras los veremos en un mes en el Alhambra Sound).

Ya en plena tarde y tras un buen rato esperando el bus en el que hicimos nuevos amigos (Aranda es así) entramos en el camping con los primeros compases del concierto del barcelonés Carlos Cros y no pudimos «resistirnos al amor», así que lo acompañamos con unos cachis durante su actuación. Y luego corre que te corre para llegar a los conciertos de noche!

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Nacho Vegas

El de Gijón fue la columna principal sobre la que se cimentaron los conciertos del resto de la noche. Nacho centró el grueso de su actuación en representar su último disco «Resituación» (Polvorado, Adolfo Suicide, La Vida Manca, Actores Poco Memorables) y salpicarlo con éxitos de ayer y hoy como El Hombre Que Casi Conoció a Michi Panero. Un concierto con un marcado cariz político/social de un artista que no hace más concesiones a la galería que las que le apetecen en cada momento. Porque, seamos sinceros, Nacho Vegas solo hay uno y o te hunde la noche o te alegra el día.

Tachenko

Acto seguido la banda de Sergio Vinadé y Sebas Puente se desmarcó de la profundidad de Vegas para ofrecer un concierto alegre y  dinámico apoyado por proyecciones que acompañaban a cada canción de forma que el todo conformado se materializó en un concierto alegre y desenfrenado pero siempre con la solidez y seguridad que dan las tablas de estos zaragozanos. Con temas como Rayos y Centellas, Escapatoria, Hacia el Huracán o Amable se produjeron momentos mágicos de conexión con el público, con un Vinadé en plena forma dirigiendo a las masas sin más aspavientos que los estrictamente necesarios. Para el recuerdo quedará la revisión del clásico de Teenage Fanclub Vaya diamante. Así, en un concierto rápido pero completo el grupo dio una clase de solvencia y simpatía demostrando que apostar por Tachenko siempre es apostar sobre seguro.

Duncan Dhu

Bajón, subidón y ahora bajón otra vez ya que la actuación de Duncan sin Dhu, ya que Diego Vasallo volvió a resentirse de sus problemas de espalda, dejó a un Mikel Erentxun  en horas bajas al frente de una banda de pseudocountry que no supo poner en valor la importancia del grupo vasco dentro de la historia de la música pop de nuestro país. Por salvar algo diremos que himnos como Cien Gaviotas, Una Calle de París o Jardín de Rosas se convirtieron en macrokaraokes para una generación ávida de recuerdos adolescentes y todavía confusa por la segunda aparición de Nacho Vegas en el escenario  para acompañar a Erentxun en Entre Salitre y Sudor. Muy loable la labor de la organización de rescatar a los clásicos del casete pero hay veces que las cintas ya no dan para más.

Grises

Y con estos llegaría el subidón total hasta el fin de fiesta. Grises puso el instinto “Animal” (2014) sobre el escenario Castilla y León es Vida de la mano de propuestas enérgicas y arrolladoras como Parfait, Wendy, El Hombre Bolígrafo o la propia Animal con las que se metieron al público en el bolsillo. Vale que no tienen las mejores voces y que sus letras pueden ser mejorables pero les sobra convicción y desprenden actitud y valentía, lo que les convirtió sin duda alguna en la sorpresa positiva de la noche. Y es que su concierto tuvo todos los colores menos el gris.

Cut Copy  (aka Cupcake)

El pop electrónico de estos australianos, supuestamente cabezas de cartel, no fue suficiente para continuar la algarabía formada por Grises pero mantuvieron el ambiente alegre y marchoso  con la presentación de “Free Your Mind” (2013) y con la mejor puesta en escena del festival a base de unas luces y proyecciones muy cuidadas. Dan Whitford, líder de una banda bastante sobrevalorada para algunos (no para nosotros), dirigió con batuta firme un recital que se alargó sobremanera en el tiempo y en el que brillaron con luz propia composiciones como Need you know, Let me show you love o We Are Explorers sin olvidar otros clásicos contemporáneos como Lights And Music y Hearts On Fire de su mejor entrega, In Ghost Colour (2008). A estas alturas ya sólo quedábamos dos valientes con ganas de fiesta.

Exsonvaldes

Y de la electrónica al pop amable de los franceses Exsonvaldes, que como sigan con este ritmo de visitas van a tener que pedir la doble nacionalidad. Y es que la propuesta del quinteto liderado por Simon Beaudoux parece haber caído en gracia en suelo patrio debido más que nada al buen hacer de la banda y al brillo singular de alguna de sus composiciones como Days o Seahorses.  Acabaron de ganarse al público con su interpretación del clásico Enamorado de la moda juvenil de Radio Futura para dejar claro que aunque suelen cantar en francés (sus mejores temas) y en inglés pronto podrían hacer concesiones a la lengua de Cervantes. Un concierto cercano y lleno de calidad para afrontar la recta final de la noche.

El Columpio Asesino

Haciendo malabares con los sonos conseguimos pedirnos el último cachi de Vivir Morir Vivir con cocacola y nos pertrechamos entre la marabunta para disfrutar de uno de nuestros cabezas de cartel. Los navarros se han convertido en el grupo de moda con más de media docena de festivales a sus espaldas este verano y con un directo crudo y visceral como siempre pero en el que Cristina ha tomado definitivamente el mando. Comenzando con Babel,  single de Ballenas Muertas en San Sebastián, dieron el mejor concierto de la noche presentando un directo demoledor en el que ya, hasta chirría Toro. Y como ellos lo saben quisieron darle una vuelta de tuerca cantándola esta vez ¿adivinan con quién? Si, Nacho Vegas (aka maraca loca) again, declamando con bastante estilo la primera parte del hit y siguiendo el balanceo hipnótico de Cristina. La letra entera ya era pedir demasiado.

Y que Adanowsky nos perdone perolos buenos festivaleros saben (mentira) que siempre hay que guardarse un concierto para la siguiente edición. Que por cierto ya se han empezado a vender las entradas para Sonorama Ribera 2015 ¡Qué locura! ¿No?

 IMG-20140817-WA0019

Sonorama Ribera 2014, Viernes 15

La tercera jornada del Sonorama se presentaba llena de buenas actuaciones desde por la mañana, menos mal que el cansancio aún no había hecho mucha mella en nosotros. Tras el desayuno de rigor y el paseo desde el camping a la Plaza del Trigo, pudimos disfrutar de las actuaciones de Perro y Correos. Dos grupos muy cañeros que nos hicieron bailar y saltar  al ritmo de sus temas bañados por Antonio y la multitud de pistolas de agua que invadían la plaza.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Los murcianos Perro han salido de Sonorama como claros triunfadores del mañaneo en Aranda con el pop-rock descarado y divertido de «Tiene bacalao, tiene melodía» como pone de ejemplo este La Reina de Inglaterra. Capaces de entroncar en un mismo tema kraut, shoegaze, actitud punk y letras hilarantes, Perro dejaron al público en todo lo alto a Correos, banda donostiarra con una corta trayectoria pero con buenas críticas que supo mantener el nivel con su «Esponjas para borrar el horizonte» y terminar en todo lo alto, con la colaboración del paisano Fermin Muguruza.

Cuando terminó la actuación de Correos llegó la primera sorpresa cortesía del Festival, la actuación de Niños Mutantes en la Plaza del Trigo por lo que pudimos disfrutar por segunda vez de la banda granadina en cuestión de horas. Ataviados con camisas hawaianas nos ofrecieron un concierto de versiones en el que pudimos disfrutar de temas como Nadie te quiere ya de Los Brincos, Perdido en mi habitación de Mecano, Electricistas de Fangoria o  Where is my mind de The Pixies. Tampoco faltó el tema emblema de la banda, Errante. El broche final fue escuchar de nuevo su versión de Como yo te amo a petición del director del festival que enloqueció por completo a La Plaza convirtiendo esos 5 minutos en uno de los momentos memorables del festival.

Así, nuestra tarde/noche empezó en el escenario Future Stars Burgos, origen y destino viendo la actuación de Maronda. Pudimos disfrutar de las canciones que componen su disco, «La Orquesta según los místicos” con escaso público y un sonido un tanto deficiente que no impidió que bailáramos y cantáramos temas como La Recriminación o He hablado con ella. La noche empezó fuerte y terminó aún mejor. Aquí os dejamos el resumen de los conciertos “principales” de aquel día.

Second con sonfónica de 2502

Los murcianos subieron al escenario acompañados por su orquesta sinfónica particular de 5 músicos y un personaje escapado de su videoclip 2502. A pesar de lo temprano de su actuación (las 21:00h) el recinto estaba muy concurrido y sus fans se hicieron notar cantando a pleno pulmón sus temas más conocidos.

El show comenzó con 2502 y a este tema se sumaron otros de su último trabajo “Montaña Rusa” como lobotomizados o Las serpientes. En su setlist no faltaron los éxitos de sus anteriores discos como N.A.D.A., Muérdeme, Autodestructivos, Psicopático, o Rodamos. También nos obsequiaron con baladas como Rincón exquisito o Más suerte donde pudimos disfrutar de la voz de Sean Frutos. Un concierto como siempre impecable que a mí personalmente me supo a muy poco.

De Pedro

El concierto que dio Jairo Zabala es el ejemplo perfecto de que la intensidad y el buen hacer son virtudes que pueden competir perfectamente con el ritmo desenfrenado y la actitud rockstar de otros conciertos de la noche. DePedro construyó un recital precioso a base de temas como Diciembre, Un hombre bueno o Llorona convirtiéndose en uno de los triunfadores de esta edición y poniendo en evidencia que a los sonorámicos, a parte de la fiesta, también nos interesa, y mucho, la buena música.

Amaral

Para mí era una actuación bastante esperada ya que hacía años que no los veía en directo. Disfrutamos de una Eva Amaral vestida de gala con un traje largo que comenzó su actuación al piano cantando Ratonera. En una actuación de poco más de una hora es difícil seleccionar las canciones a gusto de todos, yo, por ejemplo, eché de menos Sin ti no soy Nada.

Pero en la selección final se incluyeron temas de toda su carrera como Estrella de Mar, Hacia lo salvaje, Kamikaze, El Universo sobre mí, Como hablar, Revolución o Días de verano. También nos adelantaron algunos temas de su nuevo disco que se publicará este año. Un concierto lleno de energía con una Eva en estado puro que enloqueció a sus fans y seguro que a los que todavía no lo fueran.

León Benavente

Llegó la hora de una de las bandas del momento, de hecho pudimos ver a muchos integrantes de otros grupos salir del backstage para escucharlos. Con sus guitarras hicieron vibrar el recinto del Sonorama al ritmo de los temas de su disco homónimo. La voz de Abraham Boba sonó imponente mientras disfrutábamos de Ánimo, valiente, El Rey Ricardo, Estado Provisional o Revolución.

Como ya es habitual, cerraron su actuación con Ser Brigada pero esta vez acompañados por Cristina Martínez del Columpio Asesino, como sucede en el disco. Una actuación vibrante, enérgica y agotadora de tanto saltar.

Izal

Con Mikel y los suyos llegó el concierto más multitudinario de la noche. El público se entregó desde el primer acorde y muchos se dejaron la voz (yo, por ejemplo) a los pies del escenario Ribera del Duero. El grupo se mostró muy agradecido con el festival por haberles dado la oportunidad de tocar allá por 2010 cuando nadie los conocía y por la experiencia vivida el pasado año en la Plaza del Trigo. También recordaron que su segundo trabajo, “Agujeros de gusano” se grabó en gran parte en Aranda de Duero.

Entre los temas que pudimos escuchar destacan Magia y efectos especiales con todo el público coreándolo a pleno pulmón, Prueba y error, Tu continente o Qué bien, ya un himno de la banda, de su primer álbum. De su segundo trabajo sonaron Agujeros de gusano, Hambre, Asuntos delicados, Pánico Práctico o Palos de ciego. Como ya es tradicional, cerraron su actuación con La mujer de verde.

10580251_763565387016165_8844970975452006067_n

Reptile Youth

Cuando cante Speeddance nos vamos, y la dejaron para la última. Así que mientras la gente salía de Izal a oleadas los que nos acercamos al escenario Castilla y León es vida disfrutamos de un baño de rock de parte de estos daneses que capitaneados por cantante Mads Damsgaard Kristiansen dieron toda una lección de actitud con la propuesta más divertida de la noche. Una clase de croosfit rocanrolero con un monitor que no dejó de contorsionarse, saltar y nadar sobre/encima del público sin perder un ápice de afinación.  El grupo perfecto a la hora perfecta.

Fuel Fandango

Y ya que estábamos nos quedamos a ver el outfit de Nita para la ocasión. Esta vez aprendió del frío que pasó en Contempopranea y apareció con un vestido negro de corte largo adornado con una gran diadema de flores a juego con el ramo del pie de micro. Fuel Fandango no han inventado la pólvora pero son perfectos para esas horas en las que el público lo único que quiere es baile y electrónica con su poquito de buen gusto. De este modo las bases fueron arropando a los quejíos de Nita mientras enfilábamos el camino a la salida.

Una noche, bueno mejor dicho, un día muy completo donde disfrutamos al máximo, bailamos y cantamos hasta el punto de volver al camping afónicos, con Lovelife de fondo, y muertos de frío pero con una sensación de euforia que aún nos dura.

Sonorama Ribera 2014, Jueves 14

La facción más sonorámica de El Gallo Verde  despertó el jueves con menos dolores de espalda, lo que en el Bar de Jose dicen llamar tostadas y muchas ganas de llegar al casco antiguo con los que este año eran nuestros nuevos compañeros de viaje. Por el camino paradas para comprar tapones para los oídos, Martini del Día y gafas Vans a 15€ por lo que el concierto de The Bright se nos quedó en el tintero.

Aún así nuestros acompañantes neófitos pudieron desvirgarse en La Plaza del trigo con el pop edulcorado y bailable de Bravo Fisher! (escenario principal por Dios) con temazos como 39 y Miradas y con la propuesta más intimista de Joe La Reina, una de las bandas más esperadas y que más prometen, una banda que a buen seguro utilizó el escenario de la plaza de los regantes como trampolín hacia adelante después de interpretar con maestría su primer Lp «Bailamos por miedo». El grupo se mostró agradecido por las muestras de cariño en todo momento pero siempre manteniendo las distancias como buenos vascos que son. Para el recuerdo En una casa junto al mar, Tempestad y sobre todo esa petición popular de -solo de batería! solo de batería!

Así, la segunda jornada de Sonorama prometía de principio a  fin. Tras haber calentado motores en la plaza del Trigo y haber disfrutado del ambiente del pueblo en la “legendaria” Plaza del Rollo Plaza del Buen Rollo de la mano de Emdiv DJs, acudimos a la segunda jornada de conciertos en el recinto oficial. Aquí os dejamos nuestras impresiones de aquella maravillosa noche.

La M.O.D.A. (La Maravillosa Orquesta del Alcohol)

Fue toda una sorpresa que el grupo de Burgos congregara a tanto público dado que eran los encargados de abrir la noche  a las 19:00 horas. La banda liderada por David ofreció uno de los conciertos más animados de la noche con un repertorio lleno de energía y buen rollo que trasladó a todos los presentes a la “América Profunda” convirtiéndonos desde el minuto uno en dignos Hijos de Johnny Cash.

IMG-20140818-WA0023

Sus canciones, procedentes en su mayoría de su Lp en castellano “¿Quien nos va a salvar?”, hicieron vibrar , bailar y disfrutar a los fans. Destacaron temas como 1932 o Gasoline e incluso uno de sus componentes, Joselito Maravillas, se unió al público. Sin duda una actuación que nos supo a poco ya que los asistentes les despidieron al grito de “Este grupo es cabeza de cartel”.

David Fonseca

El luso David Fonseca nos deleitó con una actuación llena de fuerza y energía donde no paramos de bailar y corear sus canciones. El público que se mostró frío en los primeros minutos terminó bailando y gritando alrededor de él cuando bajó del escenario para acercarse a ellos poniendo en tensión al equipo de seguridad bajo los acordes de Stop 4 a minute.

Se mostró simpático aunque sólo se dirigía al respetable en inglés alegando que hablaba mal castellano. Vivimos momentos divertidos como cuando sacó su “teléfono de línea directa al pasado” y versionó el tema Video killed the radio star de The Buggles.

Niños Mutantes

Los granadinos eran una de las actuaciones más esperadas de la noche, al menos para mí. Juan Alberto y compañía demostraron que la veteranía es un grado, ya que este año cumplen 20 años como banda, y se mostraron agradecidos al festival y reivindicaron que, a pesar de que ahora existen muchos festivales, los más veteranos, Sonorama y Contempopránea (o uno que se celebra en Extremadura como dijeron) son los que “abrieron” ese camino y deberían durar muchos años más.

Su setlist se centró en su último trabajo “El futuro” sonando temas como Todo va a cambiar, Robot, El Circo o Hermana Mía. Pero no faltaron sus grandes éxitos como Te favorece tanto estar callada, Náufragos, Hundir la flota, o su ya emblema Errante. Se despidieron con su versión de Como yo te amo de Raphael ya que actuaba esa noche, tema que le dedicaron con mucho cariño y admiración. En definitiva, una actuación memorable.

Niños Mutantes durante la rueda de prensa de presentación del festival.

Raphael

Y por fin llegó la ansiada y polémica actuación de Raphael (por lo menos en algunos círculos). Lo que es indudable es que el de Linares llenó por completó el recinto del Sonorama congregando a un público de todas las edades  que disfrutó de uno de los mejores, por no decir el mejor, concierto de la noche.

En su setlist quiso representar lo máximo posible de su trayectoria incluyendo temas como Mi gran noche con la que abrió su actuación vaticinando lo que nos esperaba, Cuando tú no estás (uno de mis temas favoritos), En carne vivaProvocación. single de su último trabajo, o míticos temas Como yo te amo o Escándalo.

(Autor: Sonorama Ribera)

No faltaron las ansiadas colaboraciones con otros artistas como la que hizo con Alberto de Miss Caffeina con el tema Qué sabe nadie, Estuve enamorado a dúo con Juan Alberto de Niños Mutantes y Hablemos del amor  con Vega. En definitiva, un show que tardarás en olvidar que se vio interrumpido en varias ocasiones por los incansables aplausos de sus fans.

 Elefantes

Fueron el primer grupo confirmado para esta edición de Sonorama y presentaban su nuevo disco “El rinoceronte” aunque no faltaron sus anteriores éxitos como Azul, Si no te siento o Que yo no lo sabía. Se nota que han vuelto en forma y que la energía que transmiten sobre el escenario sigue intacta como demostraron con Somos nubes blancas.

Shuarma y los suyos tuvieron la mala suerte de actuar justo después el huracán Raphael aunque sus incondicionales coparon bien la platea del escenario Castilla y León es Vida para apoyar a los suyos a base de bailes y aplausos continuados. Sin lugar a dudas, de los que volvían, los mejores.

Iván Ferreiro

No sé si es la tercera o la cuarta vez que lo veo en directo este año, pero cada vez me gusta más y disfruto más de sus conciertos. Esta noche tenía un reto difícil, subir al escenario que anteriormente había pisado Raphael pero no defraudó a sus fieles, que también los tiene. Ofreció un concierto limpio y animado donde todos los asistentes cantaban sus letras a pleno pulmón.

Destacaron temas como Pájaro azul, Baby Ramone donde pidió la colaboración del público, El dormilón y  Como conocí a vuestra madre (ambos temas me encantan) todas ellas de su último trabajo “Historia y cronología del mundo”.

No faltaron temas anteriores como Turnedo o Abrazame. Incluso se permitió una broma referente a la duración de su actuación y al cumplimiento de los horarios ya que él no podía permitirse “las mismas licencias que Raphael”.

Layabouts

Jon Arias y los suyos ofrecieron una exhibición de Rock&roll en estado puro. Desgranaron los temas de su último disco “Savage Behavior”  y los éxitos de sus dos trabajos anteriores.

Una actuación donde derrocharon energía y no pararon de brincar y saltar por el escenario. Solicitaron en varias ocasiones la participación de los asistentes que accedieron gustosos a la llamada de formar “el cañón del rock”, es decir, dividir al público por sexos ya que según Jon a “los conciertos de rock se va a bailar, cantar e intentar follar”.

De camino al camping congelados de frío escuchamos las primeras canciones de We are Standard en su particular tributo a The Clash.

La noche del jueves fue una noche de música en estado puro, donde pasamos del folk/country de los hijos de Johnny Cash (La M.O.D.A.), al frenesí del baile con David Fonsec. Del pop/rock más puro con Niños Mutantes y Elefantes a los éxitos atemporales de Raphael. Disfrutamos de la voz y letras de Iván Ferreiro para acabar dándolo todo con Lyabouts y We are Standard. Un verdadero homenaje a la MÚSICA con mayúsculas, ¿Qué más se puede pedir?. Nos fuimos a la cama (colchón) con una sonrisa y deseando afrontar la tercera jornada del Sonorama Ribera 2014.

Póker de «L»s para el MAD Indie Summer Festival: Love of Lesbian, Lory Meyers, La Moda y Lamprologus

Quizá sea por casualidad o a lo mejor es un guiño a su corta experiencia y por eso llevan la «L» de novatos, pero el 28 de agosto, casi para celebrar el final de verano, se celebra, por primera vez, este nuevo festival de corte Indie en San Sebastián de los Reyes.

Aunque a Love of Lesbian y a Lori Meyers es fácil verlos en los carteles de los festivales de verano, es cierto que son bandas que siempre es bueno disfrutar. Los primeros están girando con su particular show «El poder de la tijera» que ya pudimos ver en Contempopránea Badajoz y en el que apuestan por sus composiciones más nuevas y el lado más descarado de su repertorio (así que si esperáis escuchar «Donde solíamos gritar» no vayáis porque no la tocan). Por su parte, los granadinos siguen buscando dejar «Impronta» en el público y por ahora su single «Emborracharme» es un fijo en todas las sesiones indies del verano.

También pudimos ver a La Maravillosa Orquesta del Alcohol en Badajoz este invierno y le pusieron bastante ritmo a su interesante y ecléctico repertorio, por lo que consideramos que es un buen complemento para los dos cabezas de cartel.

Cierra el poker el ganador del concurso de bandas del MAD Indie Summer Festival, Lamprologus, a los que no tenemos el gusto de conocer pero para eso tenemos a Internet: http://lamprologus.bandcamp.com/

Si te gusta lo que ves, la cita es en el  Auditorio Parque de la Marina de San Sebastian de los Reyes el jueves 28 de agosto a las 20:30h.

Las entradas anticipadas ya están disponibles a través del portal Entradas.com, al precio de 15€ (10€ en el caso de residentes). También pueden adquirirse en el Edificio El Caserón de lunes a viernes en horario de 11:00 a 14:00 horas y de 18:00 a 20:30 horas, o en taquilla el mismo día de los conciertos al precio de 20€.

Mucha suerte y larga vida a este nuevo proyecto.

 

Contempopránea Alburquerque 2014: Sábado

La intensa actividad del viernes hizo mella en nuestras energías de cara al sábado contempopráneo, sin embargo los grupos del cartel para esa jornada vinieron con las pilas más que cargadas y nos sacudieron a todos con descargas puras de buena música.

DSC_0594

Exsonvaldes

Aunque el título de mejor concierto del festival está disputado según los gustos, el título de grupo revelación seguro que se lo llevan los franceses. Un concierto luminoso y mágico, interpretado con pasión y cariño, con voluntad de agradar al público hablando en español, y con el detallazo de marcarse una versión de «Enamorado de la moda juvenil» que seguro que nadie jamás hubiese pensado que iba a escuchar esa noche. Si tenéis la oportunidad de verlos en directo en otro festival o sala, no lo dudéis.

León Benavente

El derroche de energía de esta banda hizo tambalearse las murallas del castillo de Alburquerque interpretando los temazos de su celebrado primer disco. «El Rey Ricardo», «Revolución» y compañía fueron construyendo la atmósfera y abriendo paso a la apoteosis hecha hit: «Ser brigada», puso a cien al público con cada arranque de guitarras entre declamación y declamación de Abraham Boba. Como dijo mi compañero Manolo, había que ser muy valiente para salir al escenario después de semejante actuación.

La Habitación Roja

Octava actuación de los valencianos en Alburquerque, por lo que casi se podía decir que jugaban en casa. Y se notó. Contempopránea es uno de los festivales favoritos de LHR y lo dieron todo en el concierto, escalada a una de las columnas laterales del escenario por parte de Jorge Martí incluida. Repertorio basado sobre todo en sus últimos discos, lo cual fue muy celebrado por las primeras filas de fans más jóvenes y algunas concesiones, pocas, a su repertorio clásico para los carcas como yo. En este sentido creo que La Habitación Roja tiene un «problema» de repertorio, tienen tanto y llevan tanto en activo que es muy complicado acertar con los temas que más sintonicen con todo el público.

Lo que se nos quedó en el tintero:

No pudimos abarcar todos los conciertos, así que hubo grupos a los que no pudimos ver, como los extremeños AMA que hicieron las delicias de sus fans clásicos en su vuelta a los escenarios. Klein supusieron un gran descubrimiento para los valientes que aguantaron hasta la madrugada; la banda se lo agradeció con un concierto muy entregado según los comentarios que hemos recopilado. y Automatics pusieron la máquina del tiempo en funcionamiento y Alburquerque volvió a los 90 para regocijo de los fans de ese periodo musical del indie.

Capítulo cerrado de nuevo para Contempopránea con la vista puesta en la 20ª edición. Esperemos que el público responda con mayor presencia que este año, aunque hay que decir que aunque éramos pocos, la calidad era mucha. Gran parte de que el festival haya tenido éxito este año es gracias a ese grupo de fans contempopráneos que se multiplicaban para estar en la piscina, de after en los bares del pueblo, de raciones en la plaza y dándolo todo en los conciertos.

 

Contempopranea Alburquerque 2014: Viernes

Tras haber asistido al “hermano mayor” del Contempopranea en Badajoz, acudimos a nuestra cita anual en Alburquerque por noveno año consecutivo para así poder celebrar en 2015 el 20 aniversario del festival y nuestro 10º aniversario como festivaleros. Este año, por motivos laborales no hemos podido asistir a la tradicional Fiesta de Bienvenida en la plaza del pueblo y “nuestro” festival empezó el mismo viernes. Aún así, gracias al poder de las redes hemos podido disfrutar del pregón de Javi Retrovisor, «Contempopranea es religión» al igual que los asistentes a la fiesta disfrutaron del buen ambiente que siempre crea Dj ManPop con sus sesiones. Así, la 19º edición de Contempopranea en Alburquerque ha congregado a menos público que en años anteriores pero este hecho no ha mermado la diversión y el buen rollo que caracteriza a este festival. Aquí os dejamos un resumen de lo que dio de sí esta primera noche.

DSC_0960

Kokoshca

Kokoshca fue el grupo encargado de inaugurar la sesión de conciertos de este año. Como novedad, en esta edición las actuaciones comenzaban más tarde que en años anteriores haciendo más llevadero el calor.  Su directo cargado de fuerza y energía nos hizo entrar de lleno en faena desde el primer momento. Sus guitarras retumbaban en las laderas del Castillo de Luna contagiando a los asistentes y envolviéndoles en un ritmo frenético que obligaba a bailar y a dejar la búsqueda de las pegatinas de cerveza para otro momento. Los temas más representativos de la actuación fueron La Fuerza y Directo a tu corazón, con las que se ganaron a los neófitos e hicieron nuevos fan en lo que a posteriori se descubriría como uno de los mejores directos de la noche. Encantadora Amaia por cierto.

 Supertennis

La banda de Alburquerque aprovechó que jugaba en casa para dar un buen concierto en el que se notaron las tablas que dan los años y en el que, como ellos nos confesaron después, fueron de menos a más. No era la primera vez que tocaban en Contempopranea pero si en un horario con más repercusión y se notó en la afluencia de público y en la respuesta de  éste. desde que Julio Ruiz los recomendará como una de las nuevas apuestas del indie nacional Supertennis han dado un salto cualitativo explorando las distintas vertientes del pop sin olvidar su inicios más sesenteros. En definitiva, un buen concierto en el que destacaron su hit El mono radioactivoEsta noche.

Maika Makovski

Maika fue otra de las sorpresas de la noche para muchos de los asistentes que nunca la habían visto en directo antes. Sus canciones y sobre todo su presencia escénica hicieron de su directo una actuación vibrante y muy potente.  No pasó tampoco desapercibida la sensualidad que desprende e incluso alguno de sus fans le hizo llegar prendas de ropa interior que ella usó para decorar los teclados. Desde luego una de las sorpresas de la noche y del festival que se acabaría comiendo a su sucesora en el escenario de la ladera.

Russian Red

Lourdes Hernández ya había estado antes en Contempopranea, en la edición de 2009 y ahora, tras su aventura americana, acudía a presentar los temas de Agent Cooper, su trabajo más reciente. El escenario decorado con un sutil juego de luces creaba el ambiente idóneo para disfrutar de las canciones de Russian Red en estado puro. El groso del setlist lo componían temas de su último disco, pero no podían faltar los éxitos de sus anteriores trabajos como Cigarrettes, I hate you but I love you o Fuerteventura. Un concierto que congregó a un gran número de asistentes  y nos dejó un gran sabor de boca aunque volvió a adolecer de la intensidad y complicidad con el público que consigue Lourdes en recintos más íntimos.

Niños Mutantes

Los granadinos subieron al escenario llenos de energía para hacernos bailar y cantar durante todo el concierto en lo que era una de las actuaciones más esperadas de la noche. La banda veterana presentaba su último trabajo El Futuro. En su repertorio no faltaron temas de su último trabajo como Todo va a cambiar que fue la elegida para abrir el concierto, Hermana mía que ya es un himno, Robot o El circo combinados a la perfección con sus grandes éxitos. Pudimos disfrutar de canciones como Náufragos, Hundir la flota, Noches de Insomnio, Te favorece tanto estar callada o Errante. También les dedicaron el tema No puedo más contigo a una pareja que se iba a casar. Durante toda la noche se notó la complicidad que tiene el grupo con el festival y con el pueblo ya que pudimos ver en varias ocasiones a sus componentes entre el público disfrutando de las actuaciones de sus compañeros.

Pony Bravo

Los sevillanos pusieron el contrapunto a una noche de pop con una ración de flamenco-mantra agitado que no mezclado con la que se presentaron a los pies el Castillo de Luna con un repertorio que recorrió sus tres discos yendo desde El Rayo hasta Eurovegas pasando por La Rave de Dios para acabar con esa suerte de sátira indie que supone Mi DNI. El público iba entre los desatados de la primera fila hasta los curiosos que poco a poco iban entrando en el mundo Pony Bravo. Así, se puede decir que la primera vez de Pony Bravo en Alburquerque fue un éxito y que a buen seguro repetirán porque su música y el entorno del Castillo son una pareja destinada a entenderse.

Después vendría el live de Digital 21 para poner fin a una noche que empezó y concluyó con DjLespiral a los platos. Una primera noche de Contempopranea que no defraudó a pesar de verse deslucida por la floja presencia de asistentes en comparación con otros años. Pudimos disfrutar de grandes conciertos y descubrir a otros tantos grupos con directos impresionantes. Terminamos con grandes expectativas para el sábado.

Mis mejores momentos vividos en el Contempopránea (III)

Sé de más de uno que apostaba a que no duraríamos ni dos años cuando toda esta historia empezó y ya vamos para nueve. Y cada año otro saco de buenos recuerdos que vienen de vuelta. Estos son los míos.

Rebelión en la piscina – 2006

Nuestro primer año es que dio para mucho y además esta historia ya la habréis escuchado más de una vez pero es que para los que allí estuvimos fue un momento de comunión contempopranea como pocos ha habido en estos nueve años. El caso es que la piscina exterior todavía no estaba hecha y en la cubierta sólo te podías bañar usando gorro, pero eso te lo decían una vez que habías pagado la entrada y casualmente aprovechaban para recordarte que el gorro se vendía allí al módico precio de X. Y claro, a cuarenta grados a la sombra, la gente se cansó de «refrescarse» en las duchas y corrió un rumor que sonaba como cuando Joaquín Reyes y Ernesto Sevilla hablan  por gestos hasta que una avalancha de poperos  se lanzó al agua al grito de lo, lololo, lololo convirtiendo ese momento en uno de los más recordados de todas las ediciones del festival.

Margaritas granizados

La bebida oficial de El Gallo Verde en Contempopranea. Todo un clásico entre conciertos con la genuina granizada de limón del Gui~Gui, al que le debemos de haber pagado ya la carrera de sus hijos, y el tequila que haya ese año en Carrefour. Se puede servir en dos modalidades: Fuerte-flojo, que al principio haces arrg pero luego nada o Flojo-fuerte que es como nos gusta a nosotros. Muchos de los momentos más divertidos que recuerdo en Contempoperanea van acompañados de esta bebida. También hemos patentado el Redbulljito con Energy Drink del Carrefour,  Manzanilla la Sultana y mucho pero mucho hielo. Ideal pare el montaje de las tiendas.

100_3850

El after del Castillo

Podría decir que soy un gran asiduo del after del Castillo pero lo cierto es que solamente he ido una vez en un año que no he conseguido determinar. Era domingo ya  y nos fuimos al camping pero por lo visto alguno de nosotros estábamos demasiado rumberos para dormir y nos volvimos a la plaza a desayunar. No sé muy bien cómo pero una cosa llevó a la otra y allí acabé con un quinto de Cruzcampo y la música de Contractura Dj. Y si, es verdad, allí había más gente que en un libro de Wally. Aún así nos seguimos «acordando» de aquel rato entre risas. Al final la bautizamos como la fase del submarino.

Siestas Pop en La Marquesita – 2012

Como El Gallo Verde DJ (vaya invento) hemos puesto música en El Cómic, en La Plaza de España y en el Escenario principal pero el día (la tarde) que mejor me lo pasé fue esa del 2012 cuando pinchamos en la terraza de La Marquesita con todos mis amigos bailando y el microclima pasando de lluvia fina a monzón a lo largo de la tarde. Estar cerca de la insolación valió la pena y acabar con todas las reservas de licor de  almendra del pueblo quedará ahí para la posteridad. Todavía conservo la ilusión de poner música una tarde en la piscina.

Ver amanecer en el camping

Siempre hay que guardarse la última copa para disfrutarla viendo amanecer desde el camping, haciendo repaso de la noche mientras te fumas el penúltimo piti y ves como va llegando todo el reparto de The Walking dead al completo. Ese momento mágico en que dudas si dormir dentro o fuera de la tienda, si el calor y los ronquidos podrán contigo un día más, o si te vas con los que están dos quechuas más allá celebrando una boda gitana con Surfin Bichos a toda leche a las siete de la mañana. Mágico.

DSCN0840

Dorian – 2006

Mi primer Contempopranea saltó de sorpresa en sorpresa, del «putón pop» de Tachenko a los  Sidonie del Fascinado, y de La Buena Vida a unos Dorian desatados a las seis de la mañana. No me gusta eso de «antes molaban más» pero sí que es cierto que no he vuelto a vivir el nervio de ese concierto de madrugada con Marc en catarsis y el público en éxtasis, cuando «Cualquier otra parte» era un hit reciente.

Cualquier momento en El Cómic

No podría quedarme con un único momento porque desde que pasas con el coche por la puerta cuando estás llegando ya te saca una sonrisa. La fiesta de bienvenida no oficial, cuando compartimos cartel con Los Chicos Malos o cualquier momento tomando una copa con los hermanos Falero, con Mechor, Raquel, con Iker , Ainhoa, Eneko, con los amigos de Badajoz y la gente guapa de Alburquerque… todo bueno.

Las Fiestas de bienvenida

Este año nos la volvemos a perder pero muchos de mis mejores recuerdos del festival surgen en esas noches. Descubrimientos de grupos como Klaus&Kinski, Amarillo, Band A Part o Megaafonía. Botellones interminables, los ratejos del Cómic y las vueltas al camping que te dejaban listo para el resto del fin de semana. Esas fiestas.

DSC01868

Concierto de Los Planetas – 2007 -2010

Cualquiera de los dos me vale por la expectación que crean, porque un año de Planetas en cartel siempre es sinónimo de un buen año de festival, porque aseguran el debate en la piscina, porque flamenco si o flamenco no certifican hora y media de hit tras hit. Y porque Los Planetas siempre suben el nivel.

Reunión Alcohólicos – 2013

Porque sentarse a las tres de la tarde a hacer la sobremesa a la solatera del bar de la piscina para contarse las miserias de la vida, quinto va quinto viene, sólo puede ser el comienzo de una gran amistad. Por si alguien está interesado amenazamos con repetir este año. A mí se me hizo todo muy dulce.

DSC01955

Mis mejores momentos vividos en el Contempopránea (II)

A las puertas de mi noveno Contempopránea me da por pensar que hay muy pocas cosas en la vida a las que seamos fieles durante tanto tiempo: el bar ese al que antes íbamos todas las semanas ahora ya ni lo pisamos, nuestro escritor favorito ha sido sustituido por otros nuevos descubrimientos,… pero la cita en Alburquerque sigue inalterable. Será por todo lo que hemos vivido allí.

1.- Concierto de la Casa Azul en 2006

Aunque condensar todos los recuerdos del primer Contempopránea en un solo instante es difícil (montar la tienda en el lugar más escarpado de toda la zona de acampada, llegar tarde y perdernos los Sunday Drivers, la rebelión de la piscina…) creo que me quedo con el concierto de la Casa Azul. En aquel entonces Guille Milkiway no había abrazado la tecnología con el fervor de ahora (o no tenía presupuesto) y defendió su repertorio clásico con apenas la ayuda de una guitarra y un teclado. Para mí uno de los mejores, si no el mejor, concierto que le he visto. (En el video, versionaca a piano de «Prefiero bailar»)

2.- Los desayunos en el Rodeo.

Aunque el descubrimiento de este sitio fue tardío, se ha convertido en uno de nuestros must. No sólo porque el jamón de las tostadas está delicioso sino por los buenos ratos cerrando largas noches de festival que hemos vivido allí. También son conocidos por hacer el café más caliente del universo.

3.- Primera edición del Fanzine El Gallo Verde

Corría el año 2009 cuando desde la organización del festival nos comentaron si nos interesaría hacer el fanzine de Contempopránea. Un poco inconscientes del trabajo que suponía dijimos que sí y al final creo que hicimos un publicación muy interesante, de la que me siento particularmente orgulloso.

4.- El Gallo Verde DJ en la fiesta de bienvenida no oficial.

En 2010 el festival alargó su duración un día más para celebrar su 15ª edición, a costa de sacrificar la tradicional fiesta de bienvenida. Un grupo de aficionados, entre los que nos incluimos, movimos un poco a la afición Contempopránea para organizar una fiesta de bienvenida no oficial que resultó francamente bien y que supuso el debut oficial de El Gallo Verde DJ en el Comic, encajados tras una barra en un espacio minúsculo contra una torre de cajas de botellines vacíos… y aún así un recuerdo de lo más feliz.

5.- Invasión del escenario al ritmo de «Lejos de casa» de Amarillo

En la fiesta de bienvenida en 2010 perpetramos una sesión de DJ a ocho manos que por lo que dijo la gente no estuvo demasiado mal. El mejor momento fue cuando pusimos para cerrar «Lejos de Casa» y el público se subió a bailar con nosotros al ritmo de ese puente en el que el grupo canta «vuelve a por mí» y luego estallan las guitarras eléctricas.

6.- Conversaciones íntimas a altas horas de la madrugada, primeras horas de la mañana

Con el sol saliendo, o ya bien alto, los amigos se sientan a disfrutar de la última copa antes de ir a descansar, las emociones de la noche sueltan las lenguas y se tienen conversaciones reveladoras, aunque sea buscando la sombra cada vez más escasa en el patio de la casa de alquiler, y terminas confesando que fuiste tú el que acabó el gazpacho amarillo del Mercadona.

7.- Concierto de Facto, Delafé y las Flores Azules en 2008

Aunque el grupo no es de los que más suene en mis listas habituales, el concierto que ofrecieron este trío, ahora dúo, en el atardecer de Alburquerque fue todo un ejemplo de cómo la actitud en un concierto puede convertir un instante en un recuerdo mágico. Muy buen rollo para poner en marcha una jornada de festival.

8.- Hacerse una foto con Sergio Vinadé de Tachenko

Una de las claves de Contempopránea es que se suele ver a los artistas viendo conciertos de otras bandas, mezclados entre el público como uno más. Como es el caso de Sergio Vinadé, de Tachenko, grupo al que admiro mucho, que se prestó a hacerse la foto con nosotros a pesar de que le interrumpimos mientras hablaba con una chica bastante mona. Espero que no le cortásemos el rollo.

9.- Las siestas en la piscina:

El mejor sitio para descansar y coger fuerzas para la noche, quedarse dormido a la sombrita mientras escuchas los chinchorreos de los de la toalla de al lado es un pequeño placer que tienes que descubrir.

10.- Los que están por venir:

Nos quedan, por suerte, muchas ediciones de Contempopránea por delante, así que reservemos espacio en nuestra memoria para capturar los mejores momentos. Nos vemos, de nuevo, en Alburquerque.

 

 

 

Mis mejores momentos vividos en Contempopránea

Estamos a menos de 10 días de que comience la 19º edición en las laderas del Castillo de Luna de Alburquerque. Este año ha sido una año especial para el festival, es el primer año año tras cumplir la mayoría de edad y lo ha celebrado estrenando un doblete. La edición de Badajoz ya ha tenido lugar el pasado mes de Junio (con bastante éxito) y ahora toca asistir a “la de siempre” en la villa de Alburquerque.

             Nosotros como “buenos” y clásicos seguidores del festival (algunos llevan más años asistiendo) vamos a vivirlo a tope y como no, en la zona de acampada. Si alguno de vosotros tenéis en mente hacer lo mismo, os recomiendo echarle un vistazo a nuestros consejos de años anteriores.

             Este será el 7º año que acudo a Alburquerque a ver a mis grupos favoritos. Mi primera experiencia en 2008 ya queda un poco lejos, pero en estos años he vivido buenas y malas experiencias en el Festival. He aprendido y comparado con otros festivales pero siempre seré incondicional a este. Aquí hago un breve resumen de mis años por el festival y espero poder hacer otro resumen dentro de muchos años (no van en ningún orden en concreto).

             1.- Fiesta de Bienvenida del año 2008

                       Como he dicho, era mi primer año y mi primera fiesta. Quizás es uno de mis mejores momentos por las ganas que tenía de vivir esa experiencia pero lo cierto es que nunca la olvidaré. Recuerdo como si fuera ayer el conciertazo de Amarillo, es más, cada vez que escucho su tema «Lejos de casa» rememoro esos momentos.

             2.- Año 2008, concierto de Deluxe

             Esa era la primera vez que veía a Xoel López en directo. Me impresionó mucho ver las laderas llenas a rebosar, no cabía un alfiler. Fue un concierto de los que tardas en olvidar. Aún me duelen las piernas de recordarlo aunque algún que otro amigo (David) lo viviera como si nada, jeje.

             3.- Año 2009, concierto de Vetusta Morla

             Este fue uno de los conciertos más comentados de aquel año, tanto a favor como en contra, pero lo que está claro es que fue un concierto multitudinario que abarrotó las laderas del castillo. Yo tuve momentos de agobio y terminé sentada en la ladera con mi hermana. Recuerdos memorables.

             4.- Año 2009, Febrero

             También en ese año actuaron los chicos de Febrero, una banda que a mi compañero Manuel Domínguez y a mí nos gustaba bastante (y nos gusta). Fuimos sus mayores fans en el concierto, cantando sus temas y dándolo todo. Tengo un grato recuerdo de aquello y de lo majos que son.

            5.- Año 2010, concierto de Napoleón Solo

            Este es uno de esos conciertos al que acudió mucha  gente, una lastima. Fue un concierto muy animado y divertido. Flipé con los arreglos vocales en directo de Alonso y su look a lo “actor secundario Bob”.  Su tema Lolaila Carmona fue nuestra banda sonora de aquel año y es que “las cosas que me das porque me las quitas luego”…

            6.- Año 2011, vuelta a los escenarios de Xoel López

            Este año ya no actuaba como Deluxe. Reconozco que tenía un poco de miedo respecto a  como iba a ser  esta nueva faceta suya, pero me sorprendió para bien. Me gustaron mucho sus aires del otro lado del Atlántico mezclados con el Deluxe de toda la vida. Memorable ese concierto.

            7.- Año 2011, Fiesta de Bienvenida

            Ese año era el primer año que mostraríamos nuestra faceta de Dj´s (por llamarlo de algún modo) a los poperos del Contempopránea. La fiesta de bienvenida estuvo genial, sobre todo la actuación de Megaafonía. Y nuestro momentazo sobre el escenario fue increíble. Nuestra “guerra de sexo” gusto bastante y terminamos arropados por los asistentes. Gracias a todos por aquello.

            8.-  Año 2012, pinchada en el escenario principal

            Aquel año nos eligieron para amenizar la espera de La Casa Azul y Amaral. Fue un momento increíble cargado de nerviosismo y un poco de vértigo. Grandes recuerdos me vienen a la cabeza. Fue algo irrepetible. Gracias Isa P. por compartirlo conmigo.

            9.- Año 2013, conciertos

            Los dos conciertos que más recuerdo del año pasado fueron el de Second y el de Lori Meyers. Para mí fueron los mejores de esa edición, aunque para gustos los colores. Me lo pasé genial y los viví a tope.

            10.- Las amistades

            A largo de estos años he conocido a muchas personas gracias al Contempopránea. Algunos son “compañeros de festival” que vez de año en año pero otros se han convertido en buenos amigos. Me vienen a la mente nuestros amigos gallegos Melchor y Raquel o nuestros amigos vascos Iker y Ainhoa entre otros muchos.

            El año pasado fue “especial” ya que no acudí con los mismos ánimos que en los anteriores y fue de agradecer dar con un grupo de amigos festivaleros, que aún perdura, para animarme y pasarlo genial. Gracias «chicos del Camping».

            Este es un breve resumen de mis vivencias durante los años anteriores. Espero seguir llenando mi mente con buenos recuerdos muchos años más. He mencionado los momentos que se pueden contar en público, las vivencias de camping, piscina o casa las guardo para mí y el resto de los que estuvieron allí.