La Banda Sonora de la Actualidad: Revolución en Burgos vs “Ciencia Ficción” de Los Planetas


Llego a casa después de un viaje de fin de semana y me encuentro con que en el barrio del Gamonal en Burgos está en pie de guerra: Disturbios, contenedores ardiendo, detenciones masivas… Desconcertado me pregunto “¿habrán cerrado una biblioteca o desmantelado un colegio?”.

Foto de Santi Otero para EFE. (Pinchad en la imagen para ver la galería de fotos completa publicada en El País)

En realidad se trata de la reforma de una calle, en la que se potencia el carril bici y un espacio peatonal. De entrada, me quedo desconcertado. No es propio de nuestros vecinos salir a la calle por una simple desencuentro en una mejora urbanística. Por lo que tiene que haber otras cuestiones. Los españoles no somos muy dados a la reivindicación organizada pero sí que tenemos mucho gusto por mostrar nuestro cabreo con una buena algarabía. Tenemos el ejemplo reciente del 15-M, una manifestación más o menos exitosa que pasó a convertirse acampada multitudinaria en el momento en el que se prohibió a los “cuatro gatos” que decidieron acampar en Sol el permanecer allí.

Y es que para cabrear a un español sólo tienes que decirle que lo que no puede hacer.

La información del Gamonal ha sido interpretada por algunos como una posible chispa de una revolución en España que provoque por fin esa salida a la calle de los ciudadanos que no cristalizó en su momento en el 15-M.

Ante esta imagen de España en la calle, buscando que alguien pague por fin la cuenta de esta crisis, cada uno le pondría su banda sonora. A mí me gusta esta de los Planetas.

Si Los Planetas se han especializo en ponerle música a un sentimiento es al desaire, a esa rabia que viene del rechazo y del haberse sentido tratado injustamente. Algo que se refleja completamente en este texto, con frases como:

“Cuidad vuestros negocios y vuestras familias
porque vamos a mostrar vuestra misma piedad.”

Frases así capturan muy vivamente el sentir general, y, sobre todo, las ganas de que devolverle a alguien (los mercados, los jefes, los bancos, los políticos, Merkel,…), quien sea, todo el sufrimiento y angustia que se está viviendo estos días con la misma falta de escrúpulos con la que se ha jugado con la vida de la gente.

Es curioso porque esta canción en realidad quería ser un himno del orgullo indie, un alegato a la celebración del arte independiente y a superar la manipulación comercial de la música, pero al final se quedó en un imposible. Quizá igual que esa nueva revolución española, algo impensable, algo de Ciencia Ficción.

Danos tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s